El primer charro de México

DE POLÍTICA Y COSAS PEORES

Catón

Con dos cuentos de herreros se inicia hoy esta columna. Uno es conmovedor y tierno; pícaro y travieso el otro.

El beato Sebastián de Aparicio (1502-1600) fue el primer charro de México y el primer constructor de caminos. Aunque todavía no es santo se le venera en Puebla como tal. Hacía lindos milagros.

Cierto día le pidió a un herrero que por caridad le pusiera herraduras a su mula. El hombre lo hizo, y luego le cobró el trabajo al frailecito. “Nunca llevo dinero, hermano -dijo Sebastián-.

Te pedí esto por caridad de Dios”. “Yo no doy caridades -replicó, hosco, el herrador-.

Págueme o a ver qué hace”.

Entonces fray Sebastián se volvió hacia su mulita: “Devuélvele lo suyo a este hombre”.

El animalito sacudió las cuatro patas y las herraduras cayeron ante el avaricioso individuo.

Bello relato es éste que parece sacado de las páginas de “La Leyenda Dorada” de Santiago de la Vorágine.

Nada piadoso, en cambio es el segundo cuento.

El herrero de aquel pueblo era bajito de estatura. Una noche subió a su yunque y le dio un beso a su novia, el primero que ésta le concedía.

La muchacha quiso luego salir a caminar. A los 100 metros de camino el herrero le pidió otro beso, y la muchacha no se lo quiso dar.

A los 500 metros le volvió a pedir el beso.

La joven de nuevo lo negó, y lo mismo un kilómetro después.

Dijo el herrero: “De haber sabido que no me ibas a dar otro beso no habría venido cargando el yunque”…

“Vi a tu marido con otra mujer”. Eso le dijo doña Chalina, amiga de chismes y cotilleos, a doña Macalota, su vecina. Preguntó ella: “¿Era una rubia desteñida, pechugona, pintada como coche y zamba?”. Contestó doña Chalina: “Así es”. “Entonces no es otra mujer -declaró doña Macalota-. Es la misma”…

Inquirió el cliente: “¿Tienen el libro ‘Cómo evitar el cansancio’?”. Le informó el librero: “Está agotado”…

Babalucas pidió un mezcal. El cantinero le sirvió la copa y Babalucas la derramó en el piso. En seguida solicitó: “Dame otra”. Se la escanció el de la cantina y el pavitonto la apuró de un trago. Quiso saber el barman: “¿Por qué la otra la tiró?”. Explicó Babalucas: “Es que me han dicho que este mezcal es tan fuerte que la primera copa te raspa la garganta”…

El niñito le preguntó a su madre: “Mami: Menegilda ¿vuela?”. Menegilda se llamaba la linda y joven muchacha de servicio. “¿Por qué crees que vuela?” -se extrañó la señora-. Explicó el pequeño: “Es que oí que me papi le dijo: ‘¡Eres un ángel, mamacita!’”. “Claro que es un ángel -replicó la mamá del niño masticando las palabras-. Y claro que vuela. Vas a ver cómo ahora mismo se va a ir a volar”…

El Club de Jardinería “Regadera” iba a nombrar a la Mujer del Año. Antes de dar a conocer su nombre la presidenta del club empezó a hacer su descripción. Dijo: “Es una de nuestras socias fundadoras”. Doña Panoplia de Altopedo se inclinó sobre su amiga doña Gules y le dijo: “Podemos ser tú o yo”. Siguió la presidenta: “Es una persona sumamente conocida”. Volvió doña Panoplia a decirle a doña Gules: “Podemos ser tú o yo”. Manifestó la presidenta: “Es madre ejemplar y esposa fiel”. Le dijo entonces doña Panoplia a doña Gules: “Ya nos jodimos tú y yo”…

Don Cucoldo estaba mohíno y apesadumbrado. Le contó a su esposa: “Al ir por la calle alguien a quien no vi me gritó desde una ventana: ‘¡Adiós, viejo cornudo!’”. “Cómo es habladora la gente -se molestó la señora-. No eres viejo”…

La mujer de Afrodisio Pitongo acudió a la consulta de un consejero matrimonial. Su matrimonio, le contó, se estaba yendo a pique por causa del desmedido apetito venéreo de su esposo. Relató: “No hay noche en que no me solicite, aun sin solicitármelo. Si me acuesto boca arriba, ahí está él, y lo mismo si me acuesto sobre el costado derecho o sobre el lado izquierdo”. Sugirió el terapeuta: “Acuéstese boca abajo”. “¡Huy no! -se alarmó la señora-. ¡No conoce usted a mi marido!”… 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s